Puntos de referencia

¿Te ha pasado que sin darte cuenta regresas a una relación que pensaste concluida?

¿Te ha pasado que de pronto te cachas cantando algo que hace mucho no tenías presente?

¿Te ha pasado que sientes que te comunicas con una persona que no has visto en años como si no hubiera pasado el tiempo?

¿Te ha pasado que la pérdida de un trabajo o una mudanza te afectan más de lo que imaginabas?

Psicologos-terapia-pareja-mexico-df-cdmx-narvarte

Hay una frase popular que sintetiza porque hay experiencias que nos desequilibran o nos organizan sin planearlo:

No hay lugar como el hogar.

En una clase de baile la maestra me dijo que imaginara que el salón era un escenario, con el público en un lugar específico. Decirme eso de inmediato me organizo para moverme de una manera muy clara.

 

El mismo día, unas horas después, un paciente me compartía su incomodidad al decirme que su roomie, había decidido  mudarse de la casa que compartían sin mucho de tiempo para organizarse.  Esto lo obligaba a dejar ese departamento. Cabe mencionar que el paciente lleva un tiempo trabajando en el sur del país y el departamento está en la Ciudad de México y es muy raro que lo visite aún cuandopaga íntegra la mitad de la renta.

Confieso que yo pensé lo mismo que sus conocidos, me preguntaba por qué pagar renta ppr un espacio que no ocupa, si tiene como beneficio del trabajo un lugar para quedarse en el DF cuando viene a la ciudad por un par de días  de descanso. Incluso pagar un hotel, o quedarse en casa de su hermana parecían opcuon3s más razonables desde un ángulo practico y económico.

Me quedé  callado y, como casi siempre, llegó la explicación. Él estaba consciente de esos aspectos. Pero la importancia de mantener el departamento tenía un interés más profundo:  aún con la conciencia de que rentaba, mi paciente sentía que rentar ese lugar le brindaba identidad y referencia.

 

Lo mismo que en la clase de baile. Sí sabemos dónde estamos parados sabemos a dónde ir (e incluso a dónde es peligroso ir). Un espacio nos define, así como pasa en escala más  amplia con la nacionalidad. Un lugar de convivencia, de trabajo o de descanso que se frecuenta, nos arraiga de alguna manera. Nos brinda certeza.

 

Lo interesante es que esa experiencia de pertenencia, identidad o referencia, no se reduce a un lugar…

 

También acontece en relaciones significativas, en recuerdos, en habilidades, en nuestra consciencia corporal.

Hay un término de carácter psicoanalítico que ilustra esta situación, las llamadas: “regresiones”.

Una regresión supone volver a una etapa que no corresponde con nuestro desarrollo.

 

Aún cuando ese término tiene un matiz patológico. De alguna forma todos requerimos de ciertas regresiones para asimilar experiencias nuevas. Integramos la novedad con elementos ya conocidos.

 

Volviendo a mi paciente, me preguntaba cómo elaborar la despedida de su hogar. Le comente que se me ocurría una migración.

Aún cuando el cuerpo y el cerebro no dejan de ser contingentes, creo que es menos probable perderlos o que nos roben esa integridad que un atuendo, un lugar, e incluso la pérdida de un vínculo importante.

Reconciliarse con uno mismo, integrar habilidades, conocimientos, recuerdos  y experiencias en nuestra interioridad, nos brinda un punto de referencia al cual volver, sin dejar de disfrutar otras brújulas externas, como el trabajo, el país,  nuestras relaciones importantes, nuestro hogar.

¿Cuáles son tus puntos de referencia? ¿Están  dentro  de ti?  ¿Te definen y te dan seguridad factores externos? ¿Son mezclas? ¿Cuáles predomindan? ¿Cómo te afecta perder un punto de referencia?

 

Psicólogos y Terapia terapia de Pareja presencial y en línea en México DF, ahora CDMX, brindamos atención en colonia del Valle y Narvarte

 

6 comentarios en “Puntos de referencia”

  1. Yo espero que esto cambie con el tiempo, yo lo veo como consecuencia del ataque del trastorno narcisista de personalidad que se hizo increíblemente fuerte el siglo pasado y dejó a todas las generaciones posteriores con secuelas, infantilizacion, adolescencia tardía, etc. Las mismas personas con TNP atañen la culpa a las víctimas y discriminan a la supuesta generación de ¨millennials¨ Yo creo que este tipo de actitudes irracionales (pagar ese departamento por una extraña sensación de tranquilidad/seguridad) son mas que nada síntomas, y mientras que es bonito buscarles una explicación que haga sentirse mejor con uno mismo, deberían ser tratadas. Las veces que me he sentido mas saludable son contadas, pero se siente una especie de espíritu aventurero, de dejar el pasado atrás, creo que esos han sido los breves momentos donde he experimentado sanidad.

  2. Buen dia! Dónde están ubicados en la colonia del valle, estoy interesada en tomar terapia para salir de mi duelo de termino de relación, me encuentro bien pero no quiero dejar nada a la deriva para quedar al 100

    1. ¡Hola Dolores!

      Apreciamos tu confianza para pedir informes. Estamos en la Colonia Narvarte, muy cerca de metro de metro Etiopía y nuestra terapia( individual y de pareja, presencial o en línea) se enfoca en resolución de ruptura de pareja y dependencia emocional.

      La dirección completa es:

      Pitágoras 504, esquina con Pedro Romero de Terreros, Ciudad de México, DF, CDMX, Delegación Benito Juárez, Colonia Narvarte.

      Uno de nuestros psicólogos se comunicará contigo por correo electrónico para aclarar cualquier otra duda que tengas de los servicios de atención psicológica.

  3. Muchas gracias Arturo, soy unas persona que no puede pagar las Terapias, pero me ha ayudado mucho toda tu sabiduría, comentarios y experiencias que haz enviado a mi correo.
    No me recupero de la pérdida de mis nietos, pues no nos dejan verlos desde hace 4 años
    Muchas gracias! Deseo que siga teniendo mucho éxito en todos los rubros: personal, espiritual y profesional. Que Dios lo bendiga siempre. Feliz Año 2018!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *